logo


¿Y después de una blefaroplastia…? Resuelve tus dudas

cirugia_parpadosTras una intervención quirúrgica, por pequeña que sea, todo paciente debe afrontar un proceso de recuperación y se deben tomar algunas precauciones. Tras una blefaroplastia, el postoperatorio suele ser indoloro. En muchos casos los pacientes no recurren a ningún analgésico, tan solo puede que aparezcan morados en la zona o un poco de hinchazón durante la primera semana.

Una semana después de la blefaroplastia, el paciente suele estar preparado para iniciar con total normalidad sus actividades cotidianas. A pesar de esto, hay que tomar algunas precauciones. Después de una blefaroplastia con incisión en la piel y puntos de sutura, se recomienda no maquillarse los ojos por lo menos las dos primeras semanas. Mientras perduren los morados tampoco se debe tomar el sol. En casos de blefaroplastia superior o inferior en los que exista incisión cutánea se podrá hacerlo pasado un mes de la intervención y siempre con protección solar.

El paciente podrá ducharse con normalidad al día siguiente de la intervención a no ser que el doctor indique lo contrario. En el caso del uso de lentes de contacto, normalmente se pueden utilizar al final de la primera semana. Pero tras una blefaroplastia inferior es mejor esperar dos semanas. Los primeros días puede haber cierta sensación de sequedad ocular que puede tratarse con colirios hidratantes. Durante una blefaroplastia el globo ocular queda protegido y no se toca en ningún caso, por lo que no debe aparecer ningún cambio en la graduación. La reincorporación al trabajo dependerá fundamentalmente del oficio que se tenga. Si se trata de un trabajo que requiere un esfuerzo físico importante se debe descansar una semana. Si no, en un par de días o en el momento que el paciente se encuentre suficientemente recuperado. Siempre se intentará que el tiempo de baja sea el menor posible.

Responder

*

captcha *

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.